20 de septiembre de 2012

¿Tenés complejos?

1. Vas caminando por la calle, cuando unos chavos te miran de pies a cabeza. Lo primero que pasa por tu mente es…

2. Acaba de llegar un familiar que o te veía desde hacía diez años y lo primero que te dice es “estás algo pasadito de libras”, vos…

3. Vas por la calle y casi te caés, pero conseguís mantener el equilibrio tipo Matriz; obvio, quienes estaban cerca empiezan a matarse de la risa…

4. ¿En qué te gustaría trabajar cuando seás adulto?

5. Comprás un traje nuevo y un vecino se ríe de vos, ¿qué hacés?

6. Señalá la respuesta que más se aproxime a tu forma de actuar

Respuesta:

¡Libre de complejos! Vos estás completamente curado de complejos, vivís tu vida tranquilamente, sin importarte lo que los demás piensen de vos. No te importa si sos delgado o muy gordito, si sos chaparro o alto, esos detalles no te quitan la felicidad. ¡Felicidades! Tenés una actitud triunfadora.

A punto de contagio… Estás a un paso de verte contagiado con el mal de los complejos, tan temible y destructivo. A veces parece que caminás por la vida con una actitud positiva ante cualquier situación, pero otras estás tan susceptible que todo lo que te digan te afecta y te sentís muy mal e inseguro… ¡Ojo! No te dejés dominar por esa mala vibra.

Full complejos ¡Alerta! Vos ya sos miembro honorario del club de los acomplejados. Esa situación te lleva a dos cosas: a estar siempre a la defensiva o a entrar en depresión… Recrodá que todos somos diferentes, ni los dedos de las manos son iguales. Cambiá esa actitud o no lograrás sobrevivir en la sociedad. ¡Valorate, seguro tenés muchas cualidades! Solo es cuestión de que las veas.